Cómo proteger tu privacidad digital

Proteger tu privacidad online
11 noviembre, 2019 Iván Rodríguez 0 Comentarios

Proteger tu privacidad no es una opción, es una obligación. ¿Alguna vez has sentido la extraña presencia de un ente digital espiándote a través de tu webcam o leyendo tus mensajes electrónicos? Da miedo, ¿verdad? Pero es una realidad latente, los hackers existen, están ahí en la oscuridad de la red, esperando el momento adecuado para acecharte. 

¿Quieres saber cómo evitarles? ¡Te lo contamos!

Proteger tu privacidad en la red no es un tema que dejar al aire. Necesitas saber métodos eficaces para no caer en sus redes. A nadie le gustaría ver su información privada más sensible expuesta ante cualquiera que trate de chantajearnos con ella. Ya seas una empresa o un autónomo, necesitarás urgentemente aprender nuevas técnicas de protección.

A lo largo de estos últimos años hemos presenciado noticias en la red sobre compañías tan grandes como Google o Facebook que podían acceder a nuestra cámara, micrófono o textos para sacar información de nosotros. Si empresas tan grandes como éstas son capaces de hacer eso, ¿te imaginas lo que puede hacer un desconocido con malas intenciones? Si quieres saber cómo proteger tu privacidad en internet, lee las siguientes recomendaciones que te ofrecemos a continuación. ¡Defiéndete!

Cómo proteger mi privacidad en internet

Los siguientes consejos para proteger tu privacidad digital te serán de gran ayuda a la hora de introducirte en el vasto mundo de la red. Es muy importante estudiarlos todos al detalle para no cometer errores y exponer demasiado tus datos personales o de tu negocio. En tus manos está el mejorar la seguridad de tu privacidad en internet. Aprende cómo:

  • Cuidado con los permisos: A todos nos da pereza leer las extensas parrafadas de las políticas de privacidad cuando aceptas registrarte o instalar alguna aplicación (ya sea en tu ordenador o móvil). Comprueba bien a qué tipo de información das acceso (cámara, micrófono, documentos…) y si se lo quieres permitir.
  • Configura las opciones por defecto: En ciertas redes sociales, navegadores, chats y aplicaciones es necesario comprobar la configuración de privacidad. De esta forma podrás controlar quién ve tus fotos, comentarios y otra información que consideres personal. Al mismo tiempo, tendrás la posibilidad de modificar aquellas características que no quieras que el programa use por defecto.
  • ¡Te tienen localizado!: Actualmente, un gran número de programas utilizan el sistema de geolocalización para saber dónde estás en todo momento. De esta forma, utilizan dicha información para enviarte anuncios a medida. Si no quieres que te mantengan bajo su foco (y de paso ahorrar batería) manténlo bloqueado para proteger tu privacidad.
  • ¿Qué compartes en las redes?:  Para saber cómo proteger la privacidad en las redes sociales debes de tener especial cuidado con lo que decides hacer visible al público. En determinadas ocasiones exhibimos fotos, comentarios o vídeos que pueden volverse en nuestra contra más adelante. ¿Seguro que quieres compartir esa fotografía tan graciosa que te hiciste la semana pasada? Piénsalo dos veces.
  • Mantén seguras tus contraseñas: Los datos de acceso a cualquier programa o plataforma son tus datos más valiosos a tener bajo llave. Guarda a buen resguardo todas y cada una de las contraseñas que utilices y no uses la misma para todo. 
  • Rechaza mensajes sospechosos: A veces nos llega a nuestro correo mensajes desconocidos o con extrañas ofertas. No hagas caso de este tipo de emails, puesto que algunos solo buscan formas de inyectar virus en nuestros ordenadores al abrir links dañinos o robar nuestros códigos más preciados.
  • ¿Wifi abierta? Mala señal: Aléjate de las redes Wifi abiertas y sin contraseña. Algunas pueden robarte contenido de tu equipo o incluso infectarlo con algún virus malicioso. Lo mismo sucede con los ordenadores públicos. No dejes mucho rastro de tu información o contraseñas de inicio de sesión y, en caso de hacerlo, borra o cierra las sesiones después de usarlos.
  • ¿Son webs seguras?: Hay que extremar la precaución especialmente en las páginas de compras. Si no utilizan certificados de seguridad SSL o https (a la izquierda de la barra de dirección podrás comprobarlo si viene un símbolo con el candado cerrado), no son webs fiables. Además, deberían cumplir con la ley de protección de datos y la política de cookies. 
  • No compartas datos personales: DNI, tarjeta de crédito, móvil… Parece algo obvio pero a veces introducimos datos demasiado sensibles en cualquier web que nos lo pida. Investiga bien qué información desvelas y dónde lo haces. 
  • Antivirus actualizado: Otro dato importante a tener en cuenta es contar con un antivirus eficaz y actualizado que sepa detectar cualquier amenaza que pueda introducirse en nuestros sistemas. ¿Tienes ya uno?

Acciones para proteger mi privacidad digital

Existen ciertas alternativas con las que evitar exponerte demasiado ante compañías excesivamente  intrusivas. Hay ciertos programas que es inevitable usarlos, ya sea porque todos tus conocidos lo utilizan, por obligación de la empresa o por otros gustos personales. En esos casos deberías acogerte a los consejos que te hemos dado anteriormente. A continuación, te presentamos algunas alternativas útiles a tener en cuenta para proteger nuestra información en internet:

  1. Navegadores: Protege tu privacidad a la hora de realizar tus búsquedas en internet. Hay buscadores, como DuckDuckGo que tiene muy en cuenta la protección de privacidad del usuario. Como ventajas posee las siguientes: no guarda registros de búsquedas, tampoco utiliza cookies y no usa algoritmos (como Google) para controlar nuestras preferencias, por lo que los resultados serán los mismos para cualquier persona.
  2. Chats: Una alternativa a Whatsapp muy utilizada para proteger la privacidad en internet es Telegram. En él podrás decidir por ejemplo quién ve tu número, además de otras muchas opciones de seguridad como eliminar mensajes o introducir excepciones para especificar con quién compartes cierta información. Otro dato importante es que no está integrado con Facebook, al contrario de lo que sucede con Whatsapp, que intercambian datos que podríamos no querer almacenar en una u otra plataforma. 
  3. Redes Sociales: En cuanto a este tipo de aplicaciones es difícil encontrar alternativas, puesto que todas te piden en mayor o menor medida compartir datos personales al registrarte. Después de eso, tú decides cuánto deseas compartir. También existen métodos para eliminar contenido que consideres perjudicial para que lo retiren rápidamente, aunque lamentablemente, puede que ya sea demasiado tarde. En cualquier caso, en este tipo de plataformas, es mejor que te acojas a los consejos que te hemos dado en el anterior punto.

 

En Rentoox tenemos muy presente el tema de la privacidad, es por ello que contamos con los mejores equipos en modo renting con antivirus instalado de serie. Además, ofrecemos cobertura a todo riesgo ante averías y robo, con la posibilidad de localizar el equipo en caso de pérdida. Si quieres saber más sobre nuestro servicio y todas las ventajas que ofrecemos no dudes en contactar sin compromiso con nosotros por teléfono (910 39 25 24) o email (contacto@rentoox.com).

Leave a Reply:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *